Contáctanos para más información! 923281690 CONTACTAR
Consejos para controlar la ansiedad dental

Consejos para controlar la ansiedad dental

Algunas personas tienen problemas para visitar al odontólogo por experiencias dolorosas anteriores, transmisión del miedo, entre otras causas. Es más común de lo que pensamos, por ello, en clinicadentalurbina.com te ofrecemos algunos consejos para controlar la ansiedad dental. Es importante aprender a manejarla porque, de lo contrario, comprometemos la salud bucodental.

¿Qué es la ansiedad dental?

La ansiedad dental es un miedo irracional que se puede producir tan solo con pensar en ir al dentista. Algunos especialistas lo definen como una respuesta de la persona al enfrentarse a una situación que consideran peligrosa.

Aunque todos sabemos que debemos recibir tratamientos odontológicos para cuidar la salud bucodental, para las personas con ansiedad no es fácil enfrentarse a esta situación. Puede ser porque han tenido experiencias previas dolorosas; porque tienen la sensación de pérdida de control, o porque rechazan la proximidad del dentista al trabajar en su boca.

Se puede presentar ansiedad dental en niños y adultos por igual, y en casos graves genera pánico. Una persona que sufre de este problema al visitar al dentista puede presentar transpiración, palpitaciones y respiración irregular.

Además, según Ríos, Herrera y Rojas, llegan a tener comportamientos poco adaptativos durante la consulta, que incluye escapar del consultorio. También ocurre que evitan por completo ir a ver al dentista.

En consecuencia, las personas que sufren de ansiedad dental son propensas a desarrollar enfermedades bucodentales. Esto se debe a que se convierte en un obstáculo para que el paciente cumpla con las visitas regulares al odontólogo.
habla con el dentista sobre la ansiedad dental

Post relacionado  Para qué sirve la rehabilitación dental

Causas de la ansiedad dental

Entender qué provoca la ansiedad en los pacientes odontológicos es necesario para encontrar una solución. Hay varios motivos por los que puede aparecer este problema:

  • Los malos recuerdos de visitas anteriores al odontólogo es una de las causas principales de la ansiedad. Los pacientes pueden asociar la ida al dentista con una experiencia de dolor. Pero también puede ser debido a otros eventos que hayan ocurrido en ese momento.
  • Pensar en el dolor que puede provocar un tratamiento también es causa de ansiedad. En este no tiene que haber una relación con experiencias previas en el dentista; sino que se concentran en el solo hecho de que puede haber dolor. Es posible que esto ocurra, por ejemplo, en personas que no conocen los avances tecnológicos de esta disciplina.
  • Los pacientes también pueden sentir vergüenza por el estado de sus dientes y por ello evitan ir al odontólogo. Para el control del paciente con ansiedad dental hay que hacerles entender que los problemas dentales son comunes y si dejan pasar más tiempo la situación empeorará.
  • La ansiedad también ocurre por transmisión familiar. Por ejemplo, de los padres a los niños.
  • El miedo a perder el control también genera ansiedad en algunas personas. Es un problema dejar todo en manos del dentista, sin saber qué va a ocurrir durante el tratamiento.

Otros miedos que afectan a una persona con ansiedad son el temor a las agujas y a los efectos de la anestesia, incluso a que esta no funcione.

Consejos para controlar la ansiedad dental

Para controlar los nervios antes de la consulta hay que entender que la función del odontólogo en Salamanca es cuidar la salud bucodental. Cualquier tratamiento que aplique es para evitar o corregir algún problema. Y antes de hacerlo te explicará de qué se trata y qué esperar durante el mismo.

Post relacionado  Todo lo que debes saber sobre el flúor para tu salud bucal

La comunicación ayuda a calmar la ansiedad; los especialistas saben cómo controlar los nervios al ir al dentista, por ello debes decirles lo que ocurre. Explícale y cuéntale si has tenido experiencias negativas antes. Así el podrá determinar qué técnicas aplicar para darte la mayor tranquilidad posible.

Hablar con el dentista permitirá que lo conozcas mejor y ganes confianza. Haz todas las preguntas que necesites para aclarar tus dudas y discute todas las posibilidades de tratamiento.

Si no se trata de una emergencia, programa el inicio del tratamiento para el momento que más te convenga. Quizá si lo haces a primera hora de la mañana tendrás menos tiempo para pensar en lo que va a pasar y, por ende, ponerte más nervioso.

La comunicación y planificación son claves para ayudar a calmar la ansiedad de ir al dentista.

Las siguientes recomendaciones también ayudarán a disminuir la ansiedad dental:

Distráete antes y durante la consulta

Mantener la mente ocupada es una de las recomendaciones sobre cómo no ponerse nervioso en el dentista. Una técnica efectiva es escuchar la música que te gusta, así que lleva tus auriculares y canciones favoritas para evitar pensar en el tratamiento.

De hecho, hay consultorios que cuentan con televisión en la sala de espera o ponen música relajante para ayudar a calmar a los pacientes.

También puedes utilizar una bola antiestrés o un objeto similar para mantener las manos ocupadas.
manejar la ansiedad dental

Acuerda una señal con el dentista

Al hablar con el dentista sobre el tratamiento que te hará acuerda una señal para indicarle que sientes dolor. Esto te dará mayor sensación se control en el consultorio porque sabes que en caso de que sientas molestia avisarás y el odontólogo se detendrá para ayudarte.

Post relacionado  Consecuencias del uso del cigarrillo electrónico en la salud bucal

Lleva a un amigo o un familiar

En lugar de ir solo a la consulta pide a alguien de tu confianza que te acompañe. Esto también te dará mayor seguridad mientras estés con el dentista.

Esta persona puede quedarse en la sala de espera, pero si tu ansiedad es muy grande, habla con el dentista y pregúntale si puede estar dentro del consultorio. Es posible que su respuesta dependa del tipo de tratamiento que te harán.

Aplica técnicas de relajación

Haz ejercicios de respiración antes y durante el tratamiento. Concentrarte en esto te ayudará a calmarte y evitas que disminuyan tus niveles de oxígeno. Cuenta las veces que inhalas y exhalas.

Otra manera es evocar momentos felices, estos recuerdos pueden calmar la ansiedad al alejar la mente del tratamiento. Visualiza un lugar en el que te sientas feliz.

Medicación para relajarte

Consulta si puedes tomar tranquilizantes para ir al dentista, no lo hagas sin que el especialista te confirme que es seguro.

Cuando la ansiedad es muy alta y llega al pánico, es posible que el dentista opte por técnicas de sedación.

¿Tienes otros consejos para controlar la ansiedad dental? Compártelos con los demás lectores, este es un problema más frecuente de lo que quisiéramos. Pide tu cita con nuestros especialistas y explícales tu problema.

Compartir:

Avatar for Dr Javier Ortiz de Urbina Hidalgo

Dr Javier Ortiz de Urbina Hidalgo

El Dr. Javier Ortiz de Urbina Hidalgo es un especialista en Odontología e Implantología. Con muchos años de experiencia en la rama de la Odontología y la Implantología y una gran formación en muchos ámbitos de la especialidad.

c/ Ramón y Cajal,

21-23 - 37002 Salamanca

923 28 16 90

¡Llámanos hoy!

Horario de apertura

Lunes a Viernes: 9:30-20:30

Correo Electrónico

info@clinicadentalurbina.com
Abrir chat
Leer entrada anterior
tipos de fracturas dentales
¿Cuáles son los tipos de fracturas dentales?

La descalcificación, traumatismos y caries pueden causar que se rompan los dientes. En https://www.clinicadentalurbina.com/ te explicamos cuáles son los tipos...

Cerrar