Implantología en Salamanca

¿En qué consiste la Implantología en Salamanca?

La implantología bucal es otra de las áreas en la que nuestra clínica se especializa y ofrece sus servicios, con las mejores herramientas y tecnología en beneficio de nuestros pacientes.

Al hablar de implantología en Salamanca nos remitimos a la rama de la odontología que se ocupa de reemplazar los dientes perdidos por distintas causas, valiéndose de implantes dentales colocados en el hueso maxilar o mandibular. Son prótesis elaboradas, de diferentes tipos y materiales, que permiten la restitución de las funciones masticatorias, fonéticas y estéticas, con el fin de recuperar la correcta estructura y salud bucal.

Implantología En Salamanca

¿Qué es un implante dental?

Para hacerlo fácil de entender un implante dental es una raíz dental artificial, el cual será insertado de manera directa en el hueso de la mandíbula o del maxilar con el objetivo de poder sustituir el diente que falta, haciendo las veces de un diente natural, existen muchos motivos por los cuales podemos perder un diente, entre los más comunes algún tipo de golpe o traumatismo que genera la extracción del mismo de forma abrupta, así mismo el descuido de nuestra dentadura puede afectar la misma, haciendo que se pierda la dureza de nuestros dientes, o por situaciones patológicas como descalcificaciones que pueden afectar los dientes de manera directa.

Esta moderna técnica odontológica de última generación se encarga de la restauración de los dientes perdidos mediante el uso de materiales implantados, ya sea de carga mediata o inmediata. La mayor parte de las técnicas tiene una primera fase quirúrgica consistente en la inserción del implante.

La segunda fase quirúrgica se realiza una vez ha transcurrido el tiempo necesario (que pueden transcurrir meses) para que se produzca la osteointegración, proceso biológico en el cual el organismo establece una conexión directa entre el hueso y la superficie del implante. En ella se procede a la conexión de los pilares transepiteliales (porción de la fijación que emerge en la boca) y, al formalizar la cicatrización, se presenta el momento idóneo en el que el implante se encuentra preparado para iniciar la colocación de la prótesis. Los implantes osteointegrados están indicados en situaciones de desdentación parcial o completa.

Unas las preguntas más usuales es: ¿a partir de qué edad se puede efectuar una implantación bucal? La respuesta es que el tratamiento puede ser efectuado en jóvenes que hayan completado su desarrollo. En líneas generales, puede estimarse que las mujeres a partir de los dieciséis años y los hombres una vez cumplidos los dieciocho se encuentran en condiciones de ser sometidos a este tratamiento.

La edad no supone una restricción en ningún caso al tratarse de las personas adultas. En general no existen contraindicaciones que desaconsejan la aplicación de implantes, con excepción de enfermedades graves como ciertas infecciones y tumores. Al tratarse de una intervención ambulatoria que no requiere hospitalización, la recuperación del paciente es rápida y no implica un período posterior a la operación complicado.

En cuanto a los diferentes tipos de prótesis que pueden colocarse sobre implantes podemos establecer una primera clasificación entre las prótesis removibles (de quitar y poner) y las prótesis fijas. La primera mencionada es las más sencilla y económica, pues dichas prótesis son elaboradas generalmente en resina. Las fijas se emplean tanto para rehabilitaciones completas (cuando se sustituyen todas las piezas del maxilar a la vez) como para puentes de varias piezas o para piezas unitarias. Se realizan en cerámica o con novedosos materiales como el zirconio, el cual permite que las prótesis sobre implantes puedan realizarse sin usar metales, favoreciendo una mayor estética y biocompatibilidad.

Ventajas de los implantes dentales.

Razones por las que debes colocar un implante dental

 

  1. Estética:

Una hermosa sonrisa siempre será primordial en todo momento, por lo tanto, la ausencia de un diente afecta significativamente en nuestra estética, y un implante dental es la forma más sencilla y estética de poder resolver la ausencia de un diente, y es que mejora tu apariencia y tendrás un aspecto más rejuvenecido, y es que entre los síntomas del envejecimiento esta la perdida de los dientes, por lo tanto, el no tener un diente ocasiona un envejecimiento fácil inigualable.

 

  1. Seguridad:

Para la pérdida de un diente existen distintas manera de poder sustituir el mismo, o generar un tratamiento que ayude significativamente con esta perdida, sin embargo, estadísticamente los implantes dentales se convierten en la forma más segura de poder atacar la pérdida de un diente, y es que el porcentaje de éxito en estos implante es realmente alto, podemos considerar que este es un tratamiento realmente conservador y muy poco invasivo, ya que el mismo, no afecta los dientes adyacentes. Asimismo los implantes facilitan la adaptación correcta de la pieza en la boca, dado que hacen uso de un material biocompatible como es el titanio puro.

 

  1. Calidad de vida:

Al tener un implante lo que más queremos es poder sentirnos como antes, y con los implantes dentales esto es posible, ya que con los mismos podrás:

  1. Comer
  2. Hablar sin preocupación, sin condiciones, ni molestias.
  3. Sonreír

Consejos para cuidar sus implantes dentales

Usa hilo dental, y es que el hilo dental es aquel que te permitirá llegar a las zonas que no puedes con tu cepillo de diente, garantizando así una mejor protección y limpieza de nuestros dientes.

No fumar, ya que está comprobado científicamente, que el humo del cigarro causa que se manchen los dientes. Evite masticar alimentos duros – No mastique elementos duros como hielo o caramelos duros, pues pueden romperle la corona y los dientes naturales.

Las pastas dentales con flúor son las que necesitan tus dientes, ya que este componente hace que sea menos probable la aparición de caries.

El enjuague bucal es realmente importante, ya que el mismo estará realizando una limpieza más profunda, y la extracción perfecta de las bacterias que puedan encontrarse en nuestra boca

El cuidado de tu boca y dientes no solo se basa en el cepillado de los dientes, también debemos cepillar nuestra lengua, ya que la misma puede ser un acumulador de bacterias.

Cepíllate 3 veces al día, y cuando lo hagas, debes hacerlo al menos durante dos minutos. El cepillo que utilices puede ser de cerdas suaves o eléctrico, sin importar el tipo de cepillo que uses deberás realizar el cambio del mismo cada 3 meses, por lo tanto 4 cepillo en el año como mínimo, que ayuden a mantener nuestra higiene bucal. Después de comer debes esperar al menos unos 30 minutos para poder cepillarte.

¿Cómo es el procedimiento de osteointegración dental de los implantes?

A la hora del paciente decidir colocarse implantes dentales, se han de tener en cuenta múltiples aspectos:

  1. Comprobar que el hueso no se haya disminuido a consecuencia del paso del tiempo sin dientes o implantes. Por otra parte, al originarse una reabsorción, será obligatorio efectuar un injerto de hueso que asegure el buen anclaje del implante en el hueso natural del paciente.
  2. Extraer una pieza dental, para así mediante el espacio que deja la raíz, observar el espacio disponible, esto es importante, puesto que permitirá al odontólogo poder saber cuánto material deberá usar y la forma de usarlo.
  3. Limpiar toda el área infectada (si se ha producido una infección) para evitar el implante pueda salir mal o que se originen problemas durante la osteointegración.
  4. Estipular el tamaño, tipo y posición correcta del futuro implante.
  5. Tener en cuenta las posibles alergias a medicamentos para determinar si es conveniente o no la administración de algún tipo de medicamento o antibiótico que impida dificultades durante el proceso de osteointegración.
  6. Al comprobar que está en condiciones óptimas, se comenzara el proceso de osteointegración.

Factores que afectan la osteointegración.

Existen factores que pueden afectar la osteointegración, los cuales pueden ser:

  1. Carga prematura del sistema.
  2. Invaginación del epitelio.
  3. Recalentamiento del hueso.
  4. Contaminación de la superficie del implante, esto puede ocurrir por una mala limpieza o el no tomar los medicamentos reglamentarios para disminuir el riesgo de infección.
  5. Error en la técnica de preparación de lecho.
  6. Colocación del implante con un exceso de presión.

Perdida prematura de los implantes

  • Hábitos tabáquicos.
  • Soporte óseo.
  • Causas sistémicas.
  • Higiene oral.
  • Fase periodontal y tejidos blandos.
  • Riesgo originado por trauma quirúrgico.
  • Profanación bacteriana durante la inserción.
  • Distribución inadecuada de las fuerzas que generan sobrecarga.
  • Tipos de superficie del implante.
  • No adecuada estabilidad primaria.

Importancia de las revisiones de los implantes periódicamente

Principalmente para prevenir la periimplantitis, siguiendo todas las indicaciones que el dentista proporcione, debes conservar una apropiada higiene oral para así mantener los implantes bien higienizados, y asistir a las revisiones para evidenciar que todo está en perfecto estado y que el implante no ha causado ninguna complicación.

Diagnóstico de periimplantitis

  • Enrojecimiento de la mucosa periimplantaria.
  • Sangrado y/o supuración al sondaje.
  • Profundidad de sondaje mayor de 6 mm.
  • Desgaste óseo periimplantario radiológico.
  • Dolencia a la percusión.
  • Oscilación.

¿Cuál es el tratamiento para la periimplantitis?

El tratamiento radica en; combinar el tratamiento mecánico y químico: El tratamiento mecánico se fundamenta en remover la placa bacteriana, y el tratamiento químico se cumple con antisépticos. Hasta hace poco el único tratamiento que existía era retirar el implante dental, gracias a las investigaciones a posterior, existen múltiples opciones de tratamiento como lo es el uso de antibióticos junto a la realización de un desbridamiento subgingival o raspado subgingival de manera manual.

El tratamiento para la periimplantitis tiene como principales objetivos:

  • La eliminación de la placa bacteriana.
  • La limpieza y preparación de la superficie del implante.
  • Correcta técnica de higiene oral.
  • Establecer un control de placa eficaz para la prevención de mucositis y reinfección.
  • Evidencia de alteraciones oclusales.
  • Valoración de la estructura de la prótesis.
  • Desmontaje y asepsia de la prótesis y pilares.
  • Transformación del diseño de la prótesis en caso de que no sea profiláctico.
  • Ajustar adecuadamente los tornillos sobre los pilares.
  • Reducción de los intervalos de mantenimiento.
  • Regeneración del hueso periimplantario perdido en el curso patológico de la enfermedad.

En conclusión si estas pensando en reponer algún hueco que te falte de tu boca o desechar esa protesisi de quitar y poner que tanto te incomoda no dudes en consultarnos, es mucho mas sencillo de lo que te crees y mas económico de lo que piensas.

En Clinica Dental Urbina encontraras los mejores profesionales de salamanca en las distintas ramas de la odontología tanto en colocación de implantes como en ortodoncia.

PROGRAME UN CITA

c/ Ramón y Cajal,

21-23 - 37002 Salamanca

923 28 16 90

¡Llámanos hoy!

Horario de apertura

Lun - Vie: 9:30 - 13:30 / 16:00 - 20:00

Correo Electrónico

info@clinicadentalurbina.com

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies