dientes blancos

¿Cómo poner tus dientes mas blancos?

Para la disciplina odontológica el blanqueamiento de los dientes, es un tratamiento dental estético.

El cual logra eliminar en su mayoría las manchas producidas por causas extrínsecas. Tales como el café, los cigarrillos y el vino tinto. De tal manera que se alcance regresar al color original de las piezas dentales, dejándolas  más blancas y brillantes.

Este tratamiento se puede realizar tanto en el consultorio odontológico como en el hogar, a través de este articulo obtendrás la información que necesitas sobre cómo poner tus dientes más blancos.

Actualmente surgió la moda de los tratamientos odontológicos para mantener las piezas dentales sumamente blancas y brillantes; esto ha acarreado a que las personas utilicen productos invasivos que terminan dañando el esmalte o el recubrimiento de los dientes.

Entonces mi recomendación es que utilices las cantidades correctas y apliques el producto resultante con cuidado y responsabilidad.

También debes tener presente que cada individuo responde de manera distinta a las diversas técnicas de blanqueamiento dental.

Pero si deseas tener un mayor resultado te estaré dejando unos trucos finales tales: mantén tu higiene dental  intacta, no cepilles tus dientes con fuerza, utiliza el hilo dental, evitar fumar y reduce el consumo del café, el té y el vino tinto.

Es por esto que a continuación dejare los siguientes productos naturales para obtener un blanqueamiento seguro y eficaz:

Trucos caseros para poner tus dientes mas blancos

  1. Utiliza bicarbonato de sodio y jugo de limón para realizar una especie de pasta. En un recipiente agregaras media cucharada de bicarbonato de sodio y exprimirás medio limón. Esto lo mezclaras obteniendo una pasta homogénea. La cual aplicaras en tus dientes por veinte minutos, para luego enjuagar tus dientes. Esto lo harás una vez por semana. Si lo realizas frecuentemente podrías dañar irreversiblemente el esmalte de tus dientes.
  2. Frota tus dientes con el interior de una cascara de naranja durante un minuto seguido los dientes con el interior de una cáscara de naranja, espera de veinte a treinta minutos y enjuga tus dientes. No abuses de su uso y realiza este método una vez por semana.
  3. Coloca dos de hojas de salvia en un recipiente con agua hirviendo. Esto lo dejaras que se ponga a temperatura ambiente para que realices buches luego de cada comida.
  4. Toma una cascara de plátano y frota con el interior de esta tus dientes por un minuto. Espera unos quince minutos y enjuaga tu boca con abundante agua. Este procedimiento lo puedes realizar las veces que desees, ya que el ácido salicílico del plátano no es nocivo para el esmalte.
  5. En un recipiente mezclaras una cucharada de levadura de cerveza con dos cucharadas de sal, posteriormente cepillaras tus dientes dejando reposar por quince minutos. Para luego enjuagar con abundante agua.
  6. Recuerda que los dientes amarillos no son nada agradables, pero si realizas estos procedimientos de manera excesiva y sin cuidado alguno perderás el brillo que los caracteriza.