¿Cómo colocar mis dientes?

¿Cómo colocar mis dientes?

Una pregunta muy habitual sobre el tema de ortodoncia en Salamanca es si realmente se pueden colocar los dientes sin tener que iniciar un tratamiento con un aparato.
Los dientes torcidos pueden variar dependiendo de su situación más o menos descolocados. Pudiendo corregirse con tratamientos más o menos complicados. Los Brackets dentales pueden ser la solución que estamos buscando. Sin embargo, antes de decidirnos por ellos, vale la pena saber a qué nos referimos exactamente.

Todo lo que debes saber sobre Brackets

Cuando hablamos de un alineador dental nos referimos a un tipo de tecnología que se utiliza para enderezar los dientes. En el momento en el que un determinado individuo pide un “aparato invisible”, por lo general, se suele referir a esto.
Los alineadores dentales funcionan aplicando una serie de presiones y o fuerzas durante un determinado espacio de tiempo. De manera que puedan mover los dientes a la posición que se desea. El tiempo del tratamiento puede ser de algunos meses (mucho más reducido que la mayoría del tiempo que nos exigen los aparatos tradicionales).

¿En qué consiste el procedimiento de Brackets?

Alineadores dentalesSometerse a este tipo de tratamiento es bastante simple. Lo primero que habrá que hacer será ponerse en contacto con el ortodoncista en Salamanca para que pueda examinar nuestros dientes de forma clínica y determinar si nuestro caso es compatible con este tipo de tratamiento o no. La gran ventaja del mismo es que ahora, gracias a los últimos avances de la tecnología, cada vez son más los casos en los que se pueden tratar de esta manera.
Una vez que se haya realizado la evaluación inicial, se procederá a realizar un molde de la boca del paciente a través de las impresiones y fotografías que se han tomado. Todo esto se envía a la clínica en dónde se realiza una evaluación del pre-tratamiento y una aproximación de los resultados que se pueden conseguir.

De esta manera, el paciente podrá asegurarse de que las expectativas que va a poner en el procedimiento son realistas.
Ahora tan solo quedará que el paciente firme y el trato quedará cerrado. La clínica desarrollará los alineadores y el facultativo le indicará al usuario de qué manera se deben usar.

Algunas características de los alineadores dentales

Suelen estar fabricados en material acrílico transparente. Esta característica les confiere la particularidad de que prácticamente no se pueden notar, una vez que se han colocado. Además, se pueden colocar o quitar a comodidad del paciente (por ejemplo, pueden ser retirados en cada comida). El objetivo es utilizarlos el máximo tiempo posible durante el día, para conseguir prontos resultados.

¿Algún inconveniente?

La fabricación de los alineadores se basa en un modelo que se trabaja por ordenador. Un mínimo error de precisión podría cambiar por completo el resultado del tratamiento. Sin embargo, la posibilidad de que esto ocurra es mínima, prácticamente inexistente.
Un revolucionario método de colocación de dientes sin necesitar de ortodoncias, ni de ningún otro método complejo.

Wikipedia